Asesor de hipotecas

¿Cuántas veces te has preguntado cuándo y cómo te vas a independizar? ¿O cambiar de casa? ¿O ir a por una segunda vivienda? ¿Cómo puedes buscar la mejor hipoteca para tu nueva casa sin que tengas la sensación de que te van a freír a intereses? ¿Cómo puedes averiguar otras ofertas sin tener que cambiar de banco? ¿Cómo es la legislación desde que te cambiaste la última vez? Pues sigue leyendo para averiguar todas las respuestas a estas preguntas que todos nos hemos hecho, en este post sobre el asesor hipotecario.

En primer lugar tienes que saber que, de la misma manera la gente tiene asesor fiscal o financiero, la tarea del asesor hipotecario es la de buscar las mejores hipotecas que hay en el mercado para que tengas la seguridad de que es la mejor para tí. En realidad está un poco relacionado con el asesor financiero, puesto que también se encarga de solucionarte las necesidades y deseos que se pueden presentar a lo largo de tu vida.

Asesor de créditos hipotecarios

Un asesor financiero puede ser también un asesor hipotecario, pero un asesor hipotecario no puede ser un asesor financiero, porque al final el que está exclusivamente relacionado con las hipotecas llega hasta donde llega. En cambio los límites de actuación de un asesor financiero son muy lejanos.

¿Cuál es el trabajo que lleva a cabo un asesor hipotecario y por qué es necesario?

La tarea de pegarte con tu banco o con el de al lado nunca es lo más agradable, así que, como habrás podido leer, un asesor hipotecario se encarga de hacerlo por ti: busca la mejor solución. Te ahorra ese tiempo, que lo mismo no tienes por tu trabajo y has de buscarlo de debajo de las piedras, y aporta su conocimiento del funcionamiento de los bancos y sus productos para que no te mareen con el lenguaje técnico y averigua qué opción es la mejor.

Así es, se encarga de ir banco por banco preguntando por las hipotecas que tienen, ve las condiciones y echa números según los intereses que vas a tener que pagar a ver qué opción es la que más te interesaría coger. Eso sin tener en cuenta los descuentos por vincular seguros con ellos, que normalmente, no son del todo buenos, y a largo plazo como algunos ya habréis comprobado, no salen las cuentas. Aunque por suerte ahora los bancos ya no te pueden obligar a contratar el seguro de hogar o el de vida con ellos para rebajarte los intereses y además ya no penalizan tanto al amortizarlo de manera anticipada.

También es muy importante que tenga conocimientos sobre la ley hipotecaria –entre otras–, para que los bancos no se intenten aprovechar de ti, y estar puesto a la última con este tipo de leyes.

En definitiva, como has podido leer, la tarea de un asesor hipotecario es más o menos parecida con la de un asesor financiero: ambos invierten en ti y tratan de buscar la mejor respuesta objetiva ante tus deseos u objetivos o necesidades presentes y futuras.

Pero ahí no acaban sus tareas. Te pueden enseñar a ahorrar, por ejemplo, para la compra de una casa. Si tienes pensado comprar una vivienda de aquí a 5-10 años vista, como bien sabrás hay que ahorrar para aportar un 20% del valor de la deuda. Si no, es muy complicado que te la den. Y después, cuando tengas ya la hipoteca, tienes que pensar en amortizarla cuanto antes para ahorrarte la mayor cantidad de dinero posible.

Y ese ahorro viene de la siguiente manera: puesto que el sistema por el que funcionan las hipotecas es el denominado ‘sistema francés’, esto significa que lo que vas a pagar los primeros años de cuota –independientemente si es fija o variable–, va a ser en gran parte los intereses y a lo mejor un 15% la deuda en sí. Lógicamente cuanto menos tiempo quede, ya habrás pagado los intereses y sólo te queda pagar la casa en sí. Por lo tanto, intereses vas a pagar sí o sí. Ahora hay que buscar la mejor solución para pagar los menos intereses posibles. Y aquí es donde entra el papel del asesor financiero.

Asesor hipotecario opiniones

Desde el momento en el que tienes la hipoteca tienes que pensar de inmediato en cómo amortizarlo de manera total. No de manera parcial, como el 95% de la gente hace. No se trata de quitar o cuota o tiempo. Se trata de quitar cuota y tiempo.

¿Por qué? ¿Recuerdas lo que he dicho de los intereses? Pues precisamente por eso. Un ejemplo: para un préstamo de 250.000 euros a 30 años vista, es probable que acabes pagando un 60% más. ¡UN 60% MÁS! ¡400.000€ DE HIPOTECA! Vale, ahora sabes que sí o sí vas a pagar una barbaridad más. Ahora de lo que se trata es que finalices el pago de la deuda no en el año 30, sino a lo mejor entre el año 20 y 25 para que tengas tú más dinero en tu bolsillo y menos donde los bancos. De esa manera pues lo mismo te habrás ahorrado 30.000 euros que puedes invertirlo en tu jubilación o darte algún capricho.

Así pues, espero, querido lector, que te haya quedado claro qué es un asesor hipotecario y un poco cómo funciona este mundo de las hipotecas. Sólo buscan tu bien, porque tu bien es también su bien. Es una relación ‘win-win’ donde en cada momento van a buscar lo mejor para ti.

Para cualquier consulta o duda estamos a tiro de llamada.

A ti, lector, gracias por tu tiempo.